Tratos crueles inhumanos.

Por Alexis Pérez Lescailles
Periodista Independiente

La Carta Universal de los Derechos Humanos establece en el subgrupo perteneciente a los Derechos Civiles, en su artículo No 5 que. Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles e inhumanos o degradantes.
Horrorizadas literalmente, quedaron estas activistas del Partido Cuba Independiente y Democrática CID, durante la visita realizada al centro penitenciario del Combinado del este en la Habana Cuba, cuando realizaban la visita de régimen establecida para ver a sus hijos que se encuentran presos en este lugar.
Periodistas Independientes además, del portal Cubanos de adentro y de abajo, testifican sobre los tratos crueles inhumanos y degradante a la que fueron sometidas como parte de un proceso de represalias por parte de las autoridades de la prisión por tratarse de activistas políticos.
En una entrevista realizada en la sede de la biblioteca José Martí, en la casa de la coordinadora nacional de la red de bibliotecas independientes Ada María López Canino, las activistas narran los hechos. Fueron separadas de entre el resto de las familias que se encontraban para realizar visitas, las sometieron a todo tipo de actos provocativos y amenazas de no permitirles la entrada a visita.
Con una manifiesta falta de coordinación por parte de los funcionarios de orden interior FOI y tratando de justificar las acciones con la supuesta entrada de fármacos a la prisión, obligaron a las activistas a desnudarse y hacer cuclillas. También demoraban el proceso de revisión de los productos que los familiares les llevan a los presos para reforzar la alimentación precaria de los reos, más bien conocida como la jaba familiar. Esta demora solo persigue el objetivo de disminuir el tiempo de la visita de los encarcelados, que una vez terminada hay que salir de inmediato para no afectar al reo una vez dentro del penal, cuando quedan totalmente expuestos a los policías de la prisión.
No bastando esto, los niños que también iban de visita fueron obligados a desnudarse. Una de ella menor de 10 años la obligaron a bajarse el pantalón que llevaba puesto, bajarse su ropa interior y subirse la blusa para su posterior revisión. Al otro aun con culeros, fue revisada minuciosamente. Lo más triste de todo, es que las activistas tuvieron la oportunidad de observar los constantes abusos a los que están siendo sometidos todos los reos en general. Cuentan que todo esto sucedió frente al oficial de la seguridad del estado presente en el lugar y que nada de estas cosas sucedidas tenían el consentimiento del Director del centro penitenciario del Combinado del este de la Habana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s